sábado, 1 de junio de 2013

«Pomelo y limón», de Begoña Oro.


«Lo que más me ha llamado la atención son las frases que dicen «Olor a pomelo», «Olor a limón», puesto que, si no estamos enamorados, no nos percatamos de esos detalles, pero, si lo estamos, nos percatamos de todos los detalles del amado, ya sean el color de sus ojos, cómo huele, si tiene algún lunar en la cara, si es rubio o moreno, si tiene los dientes limpios.»

Marta Serena Fuentes (3º de E.S.O. A)

No hay comentarios:

Publicar un comentario